Influenza aviar pone en alerta a avicultores

0

Debido al brote de influenza aviar registrada en dos granjas de traspatio en Oaxaca y Puebla, avicultores yucatecos cerraron fronteras para evitar que esta enfermedad altamente patógena se propague en granjas locales, informó el presidente de la Asociación de Avicultores de Yucatán, Jorge Puerto Cabrera.

Desde hace varios años Yucatán está libre de la también denominada gripe aviar, por lo que esta medida dará una mayor protección en beneficio de los avicultores.

Recordó que la semana pasada productores de Campeche y Quintana Roo se reunieron con funcionarios del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) en Mérida, para reforzar la vigilancia en la Península y tomar medidas de prevención por estos brotes en aquellos estados del país.

“Las medida más urgente fue cerrar la frontera para evitar que aves enfermas de otras entidades de la República Mexicana entren a territorio yucateco y se propague el mal en nuestras granjas”, comentó.

Explicó que fue un descuido de los avicultores de esas entidades federativas, lo que originó el brote y esperan que sea controlado pronto.

“Estamos realizando volanteo desde Mérida, Chetumal y Campeche para poner en alerta a los productores”, explicó.

Ya se realizan inspecciones, principalmente en los mercados, se monitorean las entradas y salidas de unidades con productos avícolas, y se desinfectan los camiones que llegan en la caseta fitosanitaria de Maxcanú.

Igualmente, informó que en el Estado ya revisaron granjas de traspatio en 34 municipios y el operativo continuará unas semanas más.

El líder de los avicultores detalló que la entidad produce semanalmente un millón 700 mil pollos y 167 mil cajas de huevos, por lo que la actividad en los últimos años ha ido en crecimiento, generando a su vez más de 10 mil empleos en las 72 granjas que existen en municipios del Poniente yucateco.

“Solo cuando hay calor intenso y se atrasan las lluvias es cuando se presentan problemas porque se reduce la reproducción, y cuando detectamos animales enfermos, los separamos del resto del grupo y lo sacrificamos para evitar que la enfermedad contagie a todo el grupo”, destacó.

Comentó que hace unos años se registró un brote de influenza aviar en Jalisco, Aguascalientes y Guanajuato, pero con las medidas fitosanitarias del Estado se lograron evitar contagios.

“Lo que sabemos es que miles de aves fueron sacrificadas en esos lugares, que no son altos en producción, pero sí es lamentable que se presente ese mal, pues deja cuantiosas pérdidas en varios sectores”, reiteró.

Apuntó que Yucatán comercializa carne de pollo y huevo a Campeche, Quintana Roo, Tabasco, Chiapas, Veracruz, Oaxaca y desde luego al mercado local.

“Somos autosuficientes en ambos alimentos, por lo que no hay necesidad de importarlos, sin embargo, tiendas de autoservicio transnacionales instaladas en la entidad importan ambos productos”, mencionó.

Es por ello, continuó, que resulta de suma importancia que en la caseta de Maxcanú, en la carretera Mérida-Campeche, se controle la entrada de aves.

Asimismo, el empresario comentó que el kilogramo de huevo cuesta 36 pesos y el de pollo 26 pesos, ambos tuvieron un alza en la Cuaresma y Semana Santa, pero fue por parte de los distribuidores de los mercados.

Tribuna Campeche

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.