Mantienen en crisis vedas de camarón y tiburón a pescadores

0
Evalúa esta publicación

SAN FERNANDO, TAMAULIPAS.- La veda de camarón y de tiburón en las aguas de la Laguna Madre y Golfo de México, mantienen en serio predicamento a más de 5 mil familias de pescadores que radican en poblados pesqueros de esta localidad.

La veda de camarón termina el 9 de julio y en unos cuantos días después entra en vigor “la canícula”, temporada del año en que por las altas temperaturas de las aguas, hace que el crustáceo se entierre entre el fango, haciendo imposible su captura.

Por acuerdo de la Comisión Nacional de Pesca, este año se implementó la veda de camarón en aguas de la laguna madre del 25 de mayo al 9 de julio, lo que implica prohibición de 45 días, que surte efecto durante la temporada de mayor producción de esta especie acuática en el vaso lacustre.

“De nada nos sirve que en su momento la veda oficial termine, porque alrededor del 16 de julio comenzará la canícula y esta es una veda natural, donde los mismos camarones se esconden para protegerse de las altas temperaturas que alcanzan las aguas en la laguna madre”, aseguró un grupo de pescadores ribereños.

VEDA DE TIBURÓN

En lo referente a la veda de tiburón, ésta dio inicio el primero de mayo pasado y concluirá el primero de julio, paralizando las actividades de pesca de poco más de 500 pescadores que se dedican a la captura de esta especie acuática en altamar.

Para sobrevivir durante la temporada de veda de camarón y de tiburón, los pescadores ribereños, están apresando especies de escama, jaiba y moluscos, especies acuáticas que también están comercializando para solventar los gatos en sus hogares.

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.