Arriesga el comercio la existencia de peces tropicales y corales

0

Cada año, millones de peces tropicales ornamentales y piezas de coral vivo vuelan por todo el mundo para terminar en acuarios domésticos y comerciales en Europa y otros mercados ricos.

Aunque gran parte del comercio es actualmente legal y proporciona medios de vida para las personas de bajos ingresos en Asia y África que recolectan estos bienes, también hay grandes preocupaciones sobre la ilegalidad y la insostenibilidad.

En 2019, los periodistas Ingrid Gercama y Nathalie Bertrams utilizaron una subvención del proyecto Investigating Wildlife Trafficking de Earth Journalism Network (EJN), para arrojar luz sobre este comercio mal entendido y mal regulado.

Entrevistaron a recolectores de peces y corales en Kenia e Indonesia, comerciantes internacionales a lo largo de la cadena de suministro, y científicos y recolectores de peces en Europa, produjeron historias en alemán para Süddeutsche Zeitung y Tages-Anzeiger; en holandés para GroeneAmsterdammery, MO y, en inglés, para la BBC.

A diferencia de los peces de acuario de agua dulce, que en su mayoría son criados en cautividad, casi todos los peces de agua de mar son capturados en la naturaleza.

Cada año, decenas de millones llegan a los principales centros de transporte europeos, como los aeropuertos de Schiphol y Frankfurt, pero según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO por sus siglas en inglés), el 80 por ciento de los peces tropicales no sobreviven al viaje.

Si bien la industria discute esto y dice que la tasa de mortalidad es sólo del uno por ciento, el verdadero impacto es desconocido por la opacidad del comercio.

Mónica Biondo, bióloga marina de la organización suiza de conservación Fondatio Franz Weber, dijo a Gercama y Bertrams que “ningún país tiene un sistema de recolección de datos adecuado” para monitorear el comercio de peces ornamentales.

Además, el Dr. David Obura, biólogo marino de Kenia que trabaja en Mombasa para CORDIO África Oriental, afirmó que no hay cuotas legalmente reguladas establecidas en su país. Como resultado, “recolectar está fuera de control”.

La falta de claridad regulatoria hace que sea difícil decir con certeza qué es legal y qué no, pero en algunos lugares las prácticas de pesca ilegal son evidentes. Gercama y Bertrams informaron desde las islas Banggai de Indonesia, donde algunos pescadores usan cianuro o dinamita para aturdir a los peces para que sean más fáciles de capturar.

El cianuro se usa para capturar peces tropicales para acuarios, mientras que la dinamita se usa para peces para consumo, a menudo una fuente adicional de ingresos para los pescadores pobres que viven precariamente en el mar.

Ambas prácticas son ilegales. Cada uno mata muchos peces, las dos especies que los pescadores quieren capturar vivos y otras especies que están cerca. También dañan el coral, a menudo sin posibilidad de reparación.

El coral, popular por sus colores brillantes y formas inusuales, tiene una gran demanda por parte de los propietarios de acuarios a quienes les gusta usarlo para la decoración. Y aunque algunos corales se cultivan de manera sostenible, es imposible distinguirlos del coral extraído ilegalmente.

Según las estadísticas del observatorio de comercio silvestre Traffic, en 2017, los estados miembros de la Unión Europea interceptaron más de 32 mil kilogramos de coral de contrabando, y la mitad de las incautaciones provienen de Indonesia.

Al año siguiente, en un esfuerzo por proteger sus arrecifes, Indonesia prohibió todas las exportaciones de coral. El efecto secundario fue que cientos de granjas de corales sostenibles en el país colapsaron y 12 mil personas perdieron sus empleos.

Indonesia revocó la prohibición en enero de 2020, y aunque los productores de coral ahora esperan volver a los negocios, los ambientalistas temen un aumento en la cosecha ilegal y una mayor destrucción del ecosistema.

Los biólogos marinos y los actores de la industria abogan por una mejor gestión y estándares y creen que es posible que el comercio de acuarios pueda proporcionar un medio de vida para miles de comunidades pesqueras, creando incentivos para que protejan la vida marina y la cosechen de manera sostenible.

Los esfuerzos para comercializar peces capturados de manera sostenible más ampliamente se han estancado, como demuestran las experiencias del Marine Aquarium Council, creado en 1998 para certificar la producción sostenible e identificarla con una etiqueta ecológica.

Pero como informan Gercama y Bertrams, la industria no pudo mejorar la transparencia, encontró imposible capacitar a miles de pescadores, y los compradores no estaban dispuestos a pagar más por el pescado certificado.

También existe la preocupación de que el derecho internacional no sea adecuado para reprimir este comercio.

La Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES), por ejemplo, regula el comercio internacional de especies silvestres en peligro a través de cuotas y requisitos de importación y exportación.

Pero la regulación CITES no ha logrado detener la recolección ilegal de coral silvestre en Indonesia, ya que fue difícil para las fuerzas del orden público locales monitorear las cuotas de captura y exportación de manera efectiva en los mares indonesios, porque el país tiene una de las costas más largas del mundo, y los esfuerzos de conservación aún enfrentan deficiencias presupuestarias críticas.

Además, aunque la mayoría de las especies de coral están cubiertas por la CITES, sólo unas pocas especies de peces marinos tropicales lo están.

Los intentos de rectificar esa brecha tuvieron un impulso en agosto de 2019, en la Conferencia de las Partes 18 de CITES, en Ginebra, que adoptó una propuesta de Suiza, la Unión Europea y los Estados Unidos para investigar el comercio mundial de peces marinos ornamentales.

Es el primer paso en un proceso que podría resultar en protección para peces marinos bajo CITES, pero no sucederá rápidamente.

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Subscribete a nuestro Boletín

Únete a nuestra lista de correo para recibir noticias y actualizaciones importantes de Panorama Agrario.

Te has suscrito exitosamente