Prevén buena cosecha de frijol en Canatlán

0
Rate this post

Durango.- Para el director de Desarrollo Rural del Ayuntamiento de Canatlán, Manuel Hernández Jiménez, hay un buen pronóstico para que la producción de frijol sea muy favorable para quienes se dedican al cultivo de este grano en este municipio, en virtud de que las lluvias cayeron oportunamente de tal manera que esto ha beneficiado el desarrollo de las plantas.

“Si no falta el agua de lluvia, la producción va a ser excelente; a lo mejor no supera mucho lo del año pasado, pero sí va a ser muy buena la cosecha. En 2016 hubo bastante lluvia, pero ese fue el problema, que hubo lluvia demás. La temporada pasada sí afectó mucho la lluvia, sí le pegó directamente a la producción”, explicó el informante.

En cambio, agregó, este año las lluvias han caído en buena cantidad, pero en el momento en el que se necesitaba para el desarrollo de la planta, a diferencia del año 2016, cuando las precipitaciones se generaron en la etapa en que las plantas estaban en plena producción.

Cuestionado sobre la cantidad de hectáreas que se siembran cada año en Canatlán, el servidor público municipal precisó que en este ciclo se cultivaron mil 900 hectáreas, cifra de la que resultó afectada alrededor de un cinco por ciento por el exceso de lluvias, principalmente en la zona que colinda con el río La Sauceda, donde se ubican comunidades como Donato Guerra, San José de Gracia, Martín López, Nogales, Nicolás Bravo, entre otras.

Asimismo, expuso que en una buena temporada de lluvias el rendimiento de frijol por hectárea es de aproximadamente 600 kilos, mientras que en un ciclo de escasez de precipitaciones la producción se reduce drásticamente hasta llegar a un promedio de alrededor de los 200 a 300 kilos por hectárea, lo que no se considera rentable para los campesinos.

De igual manera, el entrevistado reveló que para los últimos días del mes entrante comenzaría la cosecha de frijol, tiempo para el que esperan que no se registren heladas tempranas, ya que este fenómeno climatológica les podría afectar, en virtud de que mucho grano todavía está “tierno”.

“Como también el agua no permitió sembrar, hay muchas parcelas que se sembraron tarde, que fue a lo mejor en los límites de la fecha de siembra, por eso es un frijol que aún está tierno. Es un grano al que la plaga y las heladas le pegarían muy fuerte”, concluyó refiriendo el Director de Desarrollo Rural de Canatlán.

Es pertinente recordar que en el mes de agosto del año en curso se registraron daños en al menos 130 hectáreas de frijol, por lo que fue necesario solicitar el apoyo de la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural del Estado (SAGDR) para que se hiciera efectivo el seguro catastróficos por la granizada que afectó a la referida superficie y a otra similar de huertas de manzana y a tierras donde se cultiva maíz.

El Siglo de Durango

Comentarios

comentarios

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.